Si, sin excepciones, porque entendemos que es la mejor forma de establecer las condiciones del trabajo que contratáis. En él se reflejará nuestro compromiso a hacer vuestra boda, en las condiciones que decidáis.